Home > Cultura > ¡De Venezuela para el mundo! Cocuy pecayero, patrimonio cultural y ancestral del país

¡De Venezuela para el mundo! Cocuy pecayero, patrimonio cultural y ancestral del país

cocuy

El cocuy es un licor venezolano, obtenido a partir del procesamiento del Agave cocui, ​planta silvestre originaria de Sudamérica, que se encuentra sobre todo en las cordilleras de los estados Falcón y Lara en Venezuela.

Esta planta, Agave Cocui se dice era considerada por los aborígenes de las etnias caquetíos, jirajaras y ayamanes que poblaban esos estados como una planta mágica y sagrada, por lo cual era venerada por ellos. Le daban muchos usos, tanto medicinales, como artesanales y religiosos, incluso en la economía de la región ya que muchas veces era utilizada a manera de moneda en el trueque de otros productos, entre ellos el maíz.

De la fibra del Agave cocui hacían variedad de artesanías, tales como hilos, mecates, bolsos y hamacas, además de alpargatas y vestidos.

Además se utilizaba en la producción de bloques de adobe usados para la construcción y le daban usos medicinales, y fabricaban una bebida fermentada que era utilizada durante sus rituales religiosos. Sus flores también eran utilizadas para hacer encurtidos y ajiceros, entre otros usos.

“Te puede interesar: Francisco Pinto: Una perspectiva oceánica del arte en el Museo Afroamericano

El cocuy de penca, como se le suele llamar, es un licor que tiene un alto grado de alcohol y es obtenido a partir de los jugos fermentados que luego son destilados del Agave cocui, producido desde épocas ancestrales. Sin embargo, por una ley aprobada en los años 50 en Venezuela su producción se mantuvo en la clandestinidad. En el año 2001 el Agave cocui y particularmente el cocuy pecayero, producido exclusivamente en el pueblo de #Pecaya del estado de Falcón, y que se fabrica de manera artesanal fueron declarados patrimonio cultural, ancestral y natural de Venezuela.

A pesar de ser un patrimonio cultural, esta actividad fue considerada ilegal por un cambio inesperado en la Ley en el año 1974 la cual sirvió para iniciar una persecución a los productores de cocuy. Se emprendió una cruzada nacional lográndose la reforma de la ley en el año 2005 la cual fue ratificada en el año 2007. Sin embargo los permisos para la producción de esta bebida artesanal han sido muy difíciles de obtener y toda la producción nacional se encontraba sumida en la ilegalidad. Finalmente el 4 de diciembre de 2013, gracias a la puesta en marcha de un laboratorio de control de calidad y una envasadora en Pecaya, ocho de los artesanos que producen el cocuy en Pecaya, fueron distinguidos con sus permisos definitivos.

Los productores del municipio Pecaya en el estado Falcón, cuentan con una «Denominación de Origen Controlado» (DOC) que regula varios aspectos de la producción del cocuy que se elabora en dicho municipio y ha sido distinguido con la denominación de origen «cocuy pecayero», por el Servicio Autónomo de Propiedad Intelectual (SAPI) en mayo de 2001.

Con información de agencias