Home > Agrícola > Los llanos venezolanos cuentan con casi 9 millones de hectáreas aprovechables para la ganadería

Los llanos venezolanos cuentan con casi 9 millones de hectáreas aprovechables para la ganadería

La región Los Llanos es la que posee la mayor cantidad de tierras aptas para la ganadería en el país. Con 8,9 millones de hectáreas aprovechables, los llanos son la potencia pecuaria de Venezuela.

Los estados Apure, Barinas, Cojedes, Guárico y Portuguesa, tienen disponibles 20,5 millones de hectáreas, concentrando el 39,7% de las tierras aptas para la agricultura, que superan las 50 millones en todo el territorio.

Para uso agrícola, la región cuenta con 3,6 millones de hectáreas; para uso forestal posee 4,4 millones y para la actividad mixta agrícola – pecuaria, 3,4 millones.

Según una obra publicada en 2007 por la Fundación Empresas Polar sobre la geografía de los suelos de Venezuela, Apure domina la disponibilidad de tierras para la ganadería semi-intensiva (leche, carne, leche, ceba y cría) y extensiva (cría), con 3,8 millones de hectáreas (casi el 50% del total de la región para uso pecuario), gracias a la altiplanicie del sur del estado y las áreas inundables; las cuales, por su extensión, representan un gran potencial para uso ganadero que tiende a ser aprovechado por la producción creciente de búfalos y el desarrollo de proyectos de regulación y manejo de agua superficial.

Es preciso aclarar que cuando se habla de potencialidades agrícolas, se refiere a la vocación y/o aptitud que tienen diversas zonas para determinadas actividades agropecuarias, por lo que no significa que ese potencial estimado sea el que en la actualidad se está utilizando o aprovechando apropiadamente.

Por ejemplo, Portuguesa dispone de 463 mil hectáreas aptas para cultivos anuales mecanizados (como el arroz o maíz).

“Te puede interesar: Acuicultores en el estado Portuguesa potenciarán producción de pescado

El estudio precisa que Guárico es el estado llanero que tiene la mayor cantidad de tierras adaptables a este tipo de cultivos, con 1,3 millones de hectáreas.

Además, cuenta con 2 millones de hectáreas para la ganadería semi-intensiva y extensiva, y 1,2 millones para la ganadería con agricultura complementaria. Mientras que Barinas posee alrededor de un millón de hectáreas aptas para el uso pecuario.

Mogollón Duque, especialista en el área de suelos, expone otro enfoque. Argumenta que los estados Barinas y Portuguesa, con el 5,5% de la superficie nacional (50.400 kilómetros cuadrados) poseen el 51,5% de las tierras de buena calidad en todo el país y el 73,2% de los suelos de buena calidad de los llanos.

“Esta alta vocación es una de las causas principales de la expansión horizontal de la frontera agrícola para esta región. El área central y oriental de los llanos poseen suelos muy lixiviados y de baja fertilidad y zonas con topografía accidentada”, explicó.

Nabor Gómez, investigador del que fuera el Centro Nacional de Investigaciones Agropecuarias (Cenaiap) considera que el estado Barinas puede ser una potencia para el desarrollo exitoso del cultivo del girasol. “La zona con mayores posibilidades de adaptabilidad económica del cultivo, son las de piedemonte y planicie, ya que presentan unas condiciones climáticas que favorecen su crecimiento y desarrollo”.

Cada región del país tiene su “fortaleza” para rubros específicos, y ésa virtud es la que hace de Venezuela una tierra privilegiada. Lo que hace falta es saber aprovechar esas potencialidades y aprender a utilizar las las limitaciones para ampliar la frontera agrícola, explicó.

Con información de Vida Agro